jueves, 12 de marzo de 2009

Lo tuyo es puro teatro


Anoche, en la plaza de Jacinto Benavente, Josune me espeta: "Imanol, tú que estás en Cultura, ¿qué te parece que tantos teatros en Madrid sean propiedad de empresas como Häagen-Dazs?".
Vehementemente Josune contrapone este hecho con las dificultades a las que se enfrentan las personas y los grupos que desean hacer teatro independiente o alternativo para encontrar salas y locales de ensayo o estreno; también considera que este maridaje entre empresas comerciales y teatro puede suponer una merma en la calidad de las obras.
Ciertamente, choca contemplar ese hermoso edificio coronado por los neones de la marca de helados (sabrosísimos, por otra parte). Y cuando entramos en una página pensando que vamos a encontrarnos con la historia del venerable Teatro Calderón (http://es.wikipedia.org/wiki/Teatro_Calderón_(Madrid), con lo que nos encontramos es con una historia... de la marca de helados (http://www.teatrohaagen-dazs.es/historia.html).
Lo que no tengo claro es lo de la merma en la calidad de los espectáculos que allí se ofrezcan; o al menos que esa merma de calidad, en caso de poder objetivarse, tenga que ver con su asociación a una marca comercial.
En todo caso, una conversación muy interesante, culminada con una excelente cena vegetariana en Yerbabuena.
Y por casualidad hoy me encuentro en el último número (nº 7, primavera 2009) de la revista CREA con información precisamente sobre las salas de teatro alternativas, sus dificultades pero también sus posibilidades de futuro gracias a entidades como la Red de Teatros Alternativos, una asociación de 34 espacios escénicos de 12 comunidades autónomas fundada en 1992 (http://www.revistacrea.com/).

5 comentarios:

Txetxu Barandiarán dijo...

Bueno, bueno aquí ya te vas destapando como portavoz de cultura.

Si es la Josune que yo supongo, quizás me equivoque, la próxima intentemos hacerla ampliada...

Sólo un comentario: quizás sí acabe teniendo que ver con la 'selección' de lo que se ofrezca.

Imanol dijo...

Sin duda se produce ese efecto "selección" al que aludes. Pero algo tendrá que ver en todo ello el espectador; que no es totalmente soberano, como dice la vulgata neoliberal, pero que sí tiene la capacidad de elegir.
Y sí, es esa Josune. Y sí, será un placer hacer la próxima ampliada. Y no... o no sé, o no creo... eso de "portavoz"...

Josune dijo...

Imanol!
A mi también me gustan los helados de Hagen-dasz, no te creas...
Pero no puedo evitar sentirme extraña cuando veo el inmenso cartel de haagen-dasz a modo de mega valla publicitaria cada vez que paso por allí. O cuando paso por la gran via y veo el teatro Movistar o la sala heineken...parece que todo sea una estrategia publicitaria para mejorar la imagen de estas marcas. Y al final lo que se ofrezca no sea lo que más en cuenta se tenga...
No sé,
No sé...

Oye, pero qué buena estaba la ensalada yerbabuena eh!!

Por cierto, me encantaría lo de "la próxima ampliada"!
Un abrazo!

Imanol dijo...

¡Pero qué bueno!, esto se empieza a parecer al mismísimo barrio de Las Letras. Te doy la razón, de verdad.
Lo que ocurre es que cada vez me cuesta más absolver al ciudadano -espectador, cliente, votante, televidente, consumidor...- de su (mi, nuestra) responsabilidad a la hora de explicar los fenómenos sociales.
Lo diré a modo de hipótesis: el dinero y su lógica entra en el espacio del arte (o la política o la educación o la salud o lo que sea) a través de los huecos que dejamos los ciudadanos.
La próxima lo charlamos con Víctor, Txetxu y quien se apunte.
Un beso.
Ah, y lo del catálogo de Bacon ya está hecho.

Txetxu Barandiarán dijo...

Bueno pues los de extraradio del centro del mundo anunciaremos de nuevo nuestras posibles llegadas a la capital del Reyno para montar tertulia con tiempo y fuste.