jueves, 2 de abril de 2009

Otra forma de verlo

La noticia de que Arantza Quiroga va a ser la próxima presidenta del Parlamento vasco ha sido objeto de multiples críticas: que si sus simpatías por el Opus Dei, que si sus opiniones sobre el presevativo, que si su desconocimiento del euskera... Es una forma de verlo. Hay otras.
En el Parlamento vasco ya ha habido antes algún parlamentario que era cercano, incluso muy cercano, a la obra de Balaguer; y a nadie le ha importado.
Con su edad y sus cuatro hijos no hacía falta que dijera lo que dijo sobre el uso del preservativo. Pero lo dijo, y casi se agradece su candidez o su libertad de opinión. También ha dicho: "Que cada cual haga con su vida lo que le parezca oportuno. A mí no me gustan las imposiciones". A esto se le llama laicidad. Siendo así, no me la imagino manifestándose tras determinadas pancartas.
En cuando a lo del euskera. Según parece, por su origen familiar, Quiroga es euskaldun pasiva: entiende suficientemente el euskera pero no lo habla. Ahora se ha comprometido a esforzarse por aprenderlo "por respeto al resto de compañeros". Asumiendo el bilingüismo con cívica normalidad; reconociendo la importancia de que las instituciones vascas acojan y expresen este bilingüismo. ¿No es esta una buena noticia?

6 comentarios:

ezama dijo...

La presidencia del Parlamento Vasco es el cargo más institucional del entramado político vasco, tanto en su faceta representativa como en el de dirección del parlamento.

El que se elija para este puesto a una persona que es incapaz de comunicarse en una de las lenguas oficiales demuestra, como poco, el nulo valor que la nueva mayoría da al conocimiento de la lengua vasca.

Por lo tanto no veo ninguna buena nueva en esta noticia, más bien una confirmación de la deriva que está tomando las cosas.

Tu actitud en este tema, como en otros últimamente, también me hace constatar otra deriva intelectual, y es la tuya.

lastima....

Imanol dijo...

Arratsaldeon, ezama. Es tu opinión, no tu deriva intelectual. Y no es tampoco una lástima: es sólo tu opiión. Igual que la mía, que además era básicamente una propuesta para el debate. De eso es de lo que se trata en estos espacios, ¿no?
Abrir un blog es como abrir la puerta de tu casa: invitas a que la gente pase y se sienta cómoda. Por eso me he propuesto como norma discutir siempre que haga falta, argumentar siempre que sea capaz, pero criticar o descalificar sin fundamento nunca.
Sólo te diré una cosa: me considero lo suficientemente complejo -algunos dirán que complicado- como para reconocerme en el término abstracto de "deriva intelectual".
En todo caso, lo dicho; bien venido al debate y siéntete cómodo en esta que es también tu casa.

ezama dijo...

Te sigo desde tus tiempos en Gesto y siempre me has parecido una opinión interesante en el gallinero que tenemos montado.

Pero también me parece que cada día te veo mas acrítico con las actitudes de tus compañeros políticos.

Uno no duda que tu paso por el Senado, la vorágine partidista y la persecución criminal de eta no son, precisamente, las mejores situaciones para mantener la cabeza fría, pero, quedaría personalmente defraudado si acabas, a mi entender, perdiendo buena parte de tu espíritu crítico.

Sobre el tema Quiroga, me reafirmo totalmente en lo comentado.
Me da igual sus opiniones políticas, religiosas o morales pero sigo pensando que es importante que el puesto la presidencia del P.V. lo ocupe una persona bilingue.
Y la mayor responsabilidad de la situación actual pertenece al PSE que, más que pelos en la gatera, parece que se ha dejado toda la cabellera en su negociación con el PP.

Saludos

Miguel dijo...

En mi opinión, ezama, tu argumentación hipernormativa y principista deja nulo espacio al espíritu crítico que le reclamas a Zubero. ¡Es completamente hermética! Así y todo, lo intento: ¿no hace gran bien al euskera y a su "normalización" que una persona proveniente de un mundo poco sensible, cuando no hostil, a la lengua vasca se comprometa a aprenderla? (Así lo hizo Ibarretxe, por otro lado) En el mejor de los casos, hasta podría ser un modelo a seguir por sus compañeros, y una forma de incentivar que todo un sector social que, por muchas razones, siente el euskera como algo ajeno se haga cargo de él. saludos

Imanol dijo...

Bueno ezama, yo también me reafirmo en lo dicho sobre Arantza Quiroga. Y más después de leer hoy su discurso de toma de posesión como presidenta. No pasa nada.
En cuando a mi supuesta pérdida de espiritu crítico, evidentemente no soy yo quien mejor puede discutirte tu apreciación. Nadie es buen juez de uno mismo. Pero no tengo esa sensación.
Es verdad que hay situaciones en las que uno se ve obligado a hacer un cierto ejercicio de autocensura (ya ves que ni siquiera pretendo embellecerlo hablando de "ejercicio de responsabilidad"); nos pasa a todos, también a ti, seguro. Pero cada uno debe saber cuáles son los límites que de ninguna manera está dispuesto a superar. Y yo los tengo claros. Hay cosas por las que no voy a pasar, esté donde esté: por ejemplo, el tema de la inmigración, como ya he dejado dicho en este blog hace unas semanas, y otros.
Pero me aceptarás, espero, que algunas de las cosas a las que tu das una enorme importancia en la actual coyuntura vasca a mi me parezcan cuando menos matizables, y en algunos casos incluso poco relevantes.
En todo caso, dado que tu tienes una gran ventaja sobre mi te rogaría que también me concedas algo: la ventaja es que tu dies conocer mi trayectoria y opiniones desde hace mucho tiempo, pero yo desconozco las tuyas; la concesión: el beneficio de la duda.
Cuando alguien opina cosas distintas de las que uno mismo piensa no siempre debe explicarse en términos de pérdida de capacidad crítica, deriva intelectual, intereses bastardos o cosas así. La explicación puede ser mucho más sencilla: simplemente que su opinión es otra y que tiene razones, al menos tan buenas como las propias, para mantenerla.
Lo dicho: un saludo.

ezama dijo...

Imanol:

Parece que no quieres asumir que eres una persona con proyección pública desde hace bastantes años. Has sido una de las caras de Gesto en sus tiempos más gloriosos, has escrito artículos, actuado de comentarista radiofónico, aparecido en TV y ahora eres Senador del Reino.

Es lógico que yo, como otras muchísimas personas interesadas en la situación de P.V., hallamos seguido tu trayectoria.

Me parece normal que el hecho de ser juzgado por cualquier desconocido no resulta plato de buen gusto pero ,y esto está pareciendo prensa rosa, es el precio de la fama.

Creo que sería mejor que te lo tomaras como un pequeño intercambio. Todo el tiempo que yo he pasado en leer u oír tus artículos o comentarios por un par de lineas con alguna crítica.

No te quejes, sales ganando....

Sobre que tienes tus opiniones, nada que objetar. Pero me acojo al mismo argumento para mantener mi crítica.

Respecto a la elección de la Sra. Quiroga, veo que la discrepancia se mantiene.

Solo unas preguntas:

¿Hubiese resultado costoso elegir una persona que ya dominara las dos lenguas?

¿O quizás habrá que pensar que el desconocimiento del euskera ha sido una de las razones para su elección?

Un pequeño símil:

¿Creéis que alguien podría ser ser presidente del parlamento belga sin hablar francés y flamenco? ¿o de Suiza sin hablar francés y alemán (y posiblemente italiano)?