jueves, 25 de agosto de 2011

Hacia el Estado Mercado

¿Constitucionalizar un límite al déficit público en un país en el que se ha construido un aeropuerto sin aviones, y aún así la sociedad pública que lo gestiona acaba de destinar una partida de 5,5 millones de euros para controlar “los filtros de embarque, el Centro de Seguridad Aeroportuaria y los accesos” al mismo durante cinco años? Cuando el impulso o la decisión política están detrás de infinidad de actuaciones –parques temáticos, estaciones de esquí, aeropuertos, rutas de AVE, ciudades de la cultura, cajas de ahorro, clubes de fútbol, etc.- que generan enormes pérdidas, ¿de qué va a servir fijar en la Constitución un mandato de estabilidad presupuestaria?

Saber que no se debe gastar más de lo que se tiene o razonablemente se espera tener, máxime cuando se maneja dinero de todos, es una cuestión de sentido (del bien) común. Un sentido común, una prudencia elemental y una responsabilidad de la que ha estado ayuna en los últimos tiempos una buena parte de la política española. Por eso me ha gustado escuchar al candidato del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, cuando en un corte del diálogo que mantuvo recientemente con un amplio grupo de padres y madres con hijos o hijas menores de 15 años no dejaba de señalar que el próximo Gobierno va a contar con “pocos recursos”, lo que exigirá fijar bien las prioridades. Esta es la actitud responsable y prudente que debemos exigir a quienes gobiernan los recursos (por definición siempre escasos) de todas y de todos. Confiar en las virtudes taumatúrgicas de una norma, por más alto que sea su rango jurisdiccional, resulta francamente ridículo. Recordemos, si no, lo que la Constitución proclama al respecto del Senado y su función de representación territorial… desde 1978. Si de sujetar el gasto se trata, más nos valdría reformar muchas de nuestras prácticas políticas antes que el texto constitucional.

Sujetar el gasto, sí, pero según qué gasto. A pesar de mantener discrepancias teóricas entre ellos, en los últimos días hemos podido leer sendos artículos de los economistas Paul Krugman (“La crisis secuestrada”, El País, 14 agosto) y James K. Galbraith (“La histeria del déficit”, Público, 14 agosto) en los que cuestionaban con dureza la obsesión con el déficit público, considerándola fundamentalmente una estrategia ideológica destinada a “paralizar al Gobierno y recortar la Seguridad Social” (Galbraith) o a “secuestrar el debate sobre la crisis para conseguir las mismas cosas que uno defendía antes de la crisis, dejar que la economía siga desangrándose” (Krugman). Una posición similar es mantenida por Robert Reich, catedrático de Políticas Públicas en la Universidad de Berkeley y secretario de Trabajo con Clinton (“La manipulación de la crisis”, Público, 1 agosto), quien al igual que los anteriores sostiene que la mejor forma de salir de la crisis es aumentar el gasto público, no disminuirlo. Los tres refieren sus análisis a Estados Unidos, pero creo que podemos aplicarnos el cuento. En España, el colectivo Economistas frente a la Crisis ha criticado la imposición por el Consejo Europeo de políticas de recorte drástico del gasto público y plantean en relación al déficit: “Se asume que un problema esencial en el actual contexto es el déficit público, causado por un exceso de gasto. Sin embargo, el déficit encuentra una de sus principales causas en la fuerte y rápida reducción de los ingresos, que dependen directamente de la evolución del PIB. ¿No sería más adecuado centrarse en la recuperación de los ingresos sin olvidar, por supuesto, la necesaria eficiencia del gasto público?”.

Hablando de recuperación de ingresos: los empresarios españoles que tan contundentemente han salido a apoyar la medida de constitucionalizar el límite de déficit, ¿reclamarán también una subida de impuestos para las rentas más altas como han hecho algunos de sus colegas franceses y norteamericanos? ¿O acaso tendrán a bien reflexionar públicamente sobre la información proporcionada por el Sindicato de Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha), según la cual la evasión fiscal de las grandes fortunas, corporaciones empresariales y grandes empresas alcanzó los 42.711 millones de euros en el último año, lo que supone el 71,8% del importe total de estas bolsas de fraude en España, un porcentaje tres veces superior al correspondiente a pymes y autónomos?

Ya basta de seguir alimentando la ficción de unos mercados guiados por una cierta racionalidad, fundamentalmente prudentes, a quienes espanta la incertidumbre, deseosos de confiar en nosotros para así aterrizar amigablemente en nuestro entorno productivo y ayudarnos a salir de la crisis. Seguros de impago de créditos, ventas a corto, apalancamientos, apuestas a la baja, inversiones de alto riesgo… la incertidumbre y el desequilibrio configuran el ecosistema necesario donde se desarrolla el capitalismo de casino. He leído, incluso, sobre “máquinas de inversión de alta frecuencia” (High Frequency Trading), potentes ordenadores programados matemáticamente para comprar y vender en segundos modificando así las tendencias en las bolsas, con volúmenes de negocio de miles de millones diarios. ¿Modificarán estas supermáquinas de especular sus algoritmos para incorporar nuestra reforma constitucional?

Y luego está la cuestión de las formas: sin debate, decidiendo con incomprensible urgencia una medida pensada para ser aplicada en 2018 o en 2020, generando con ello aún más indignación en una ciudadanía cuya desconfianza debería importarnos mucho más que la de los volubles y codiciosos mercados.

En 2002, siendo Director de Inteligencia del Consejo Nacional de Seguridad de Estados Unidos, Philip Bobbitt publicaba el libro The Shield of Achilles: War, Peace, and the Course of History (“El escudo de Aquiles: Guerra, paz y el curso de la Historia”). Bobbitt considera que la sucesión de conflictos bélicos que han caracterizado el siglo XX –desde la Primera Guerra Mundial hasta la caída del Muro de Berlín- constituyen, en realidad, un solo y prolongado conflicto de naturaleza epocal, la Larga Guerra, prolongada en el cambio de siglo con la guerra global contra el terror. Como consecuencia se ha producido una transformación esencial de la naturaleza y la lógica del Estado nación, sustituido por el Estado Mercado. La diferencia fundamental entre ambos es que mientras el Estado nación clásico deriva su poder y su legitimidad de la promesa de garantizar a sus ciudadanos bienestar material a través de la regulación de los mercados, la redistribución de la riqueza nacional y el impulso de programas de asistencia social, el Estado Mercado se legitima a través de la promesa de maximizar las oportunidades de sus ciudadanos impulsando la libre empresa y la iniciativa privada en un entorno de mercado libre. El dinamismo y los incentivos del mercado sustituyen crecientemente la regulación y los programas sociales impulsados por los gobiernos, que externalizan muchas de sus funciones clásicas hacia organizaciones privadas.


Consagrar constitucionalmente de esta manera el equilibrio presupuestario es convertir a España un poco más en Estado Mercado. Donde algunos podremos posicionarnos como agentes económicos, pero con el que pocos nos identificaremos como ciudadanos. Desde ahora digo que mi voto no servirá para apoyar esta reforma.

47 comentarios:

Anónimo dijo...

Eskerrik asko Imanol.

Un abrazo

JaviC

Juanjo dijo...

Muy bien hablado. Gracias por escucharnos y hacernos oir.
Y gracias por responder a nuestros mails.

Anónimo dijo...

también gracias por posicionarte y responder.

Alfonso Bermejo dijo...

De acuerdo...
muchas gracias por el apoyo... que se convoque a un referendum, y sea la población... previo programa de información.
Nos gustaría que nos acompañase en las asambleas de economía de sol para intercambiar puntos de vista...
me alegro que aún existan representantes que sientan que a quien le deben rendir cuentas es al pueblo y no al partido.
Saludos
Alfonso
abvtrotandoando.blogspot.com

Rafa dijo...

Gracias por posicionarte y felicidades por el brillante artículo.
Esperemos que tus compañeros socialistas en el congreso también tengan conciencia.
Gracias senador por respondernos.
Un cordial Saludo.

Jorge dijo...

Bravo!! Ojalá fructifique el intento por reforzar la democracia frente a la actual dictadura de los mercados.

Le aplaudo.

Ruth tq dijo...

Gracias por tu voto en contra y por contestar. Y la sugerencia de Antonio Bermejo de que pases por la asamblea de economía de Sol me gustaría mucho que la tomases en serio. Personalmente echo en falta algún político en las asambleas para dar mas profundidad a las discusiones con un punto de vista que nunca oímos más que a través de medios informativos. Y como ciudadan@s que soís no hace falta que nadie os invite, hace falta que acudáis.

elprofe dijo...

Muy bien planteada tu crítica!
Ahora, de lo que se trata es de no coartar al pueblo la capacidad para decidir sobre el tema en referéndum. Por lo que me parece que tu contribución a la postura favorable a su convocatoria es vital en el Senado, te ruego encarecidamente que consideres la disciplina de voto si es necesario en función de los intereses de nuestro pueblo y del futuro de la izquierda, que está en juego, y no sólo aquí sino en todo el mundo.

Saludos de Joaquim Bernà i Torres

Anónimo dijo...

Leo tu artículo y el de Pérez Tapias y me ilusiono pero rápidamente recuerdo los brazos de madera votando reformas laborales contra los trabajadores y me gana el excepticismo.

Manolo Granada.

English Teacher dijo...

Le agradezco su mensaje de correo electrónico de respuesta, además comparto totalmente su postura. Gracias por votar en conciencia y oponerse a esta reforma de la Constitución.
Espero que además facilite que los ciudadanos podamos expresarnos en las urnas firmando a favor de que la reforma sea sometida a referéndum. A los políticos honrados no pueden darles miedo las urnas. Un saludo y gracias de nuevo.

orarvida dijo...

Gracias amigo, por tu aportación y sinceridad!
Participo que las prisas no son buenas y que hay que abrir debates, consultas... debemos participar los ciudadanos.
Lo de la democracia económica es abrir debates sobre las prioridades del gasto publico (y priovado -diria yo-)... y para ello debemos participar, movilizar...
gracias.

jorge dijo...

Lo primero gracias por responder al mail, vaya eso por delante.

Me alegro de que, al menos en este caso, no sigas la linea de tu partido... después de leerte lo que me pregunto es que haces en el PSOE

Un saludo

Rooster dijo...

Gracias por darnos esperanza en nuestros representantes. Ojalá esta no se vea traicionada.

Anónimo dijo...

Gracias por tu sentido común,
gracias por estar donde hay que estar, Imanol

Javier Pardo

Imanol dijo...

Eskerrak zuri, JaviC. Ikusi dut sinatu duzula erreferendum eskaera. Aurrera, animo handiz. Beasrkada bat. Imanol

Imanol dijo...

Juanjo, Rafa, Jorge, Joaquim, English Teacher, Pepelu (un abrazo, amigo), Rooster, Javier: De verdad que hubiese preferido terminar esta legislatura sin tener que tomar esta decisión. La situación es crítica, creo sinceramente que quienes en el PSOE apoyan la constitucionalización lo hacen creyendo -o esperando, al menos- que sea bueno para nuestro pais, y nuna me ha gustado tocar las narices a la gente con la que, en un lugar o en otro, comparto espacios. Pero en esta ocasión mi razón y mi conciencia me exigen decir que no. Ya me ha ocurrido en otras ocasiones anteriores en esta legislatura, en las que no he votado con mi grupo en el Senado: por eso me alegre tanto cuando se anunció el adelanto electoral, y por eso me disgusta volver a hacerlo. Esto debería ser lo normal en la política democrática, pero desgraciadamente no es así. Y quede claro que comprendo perfectamente lo que supone compartir organización, proyecto o vida con otras personas, y que eso exige muchas veces asumir posiciones que no coinciden con la propia (excepto en lo que toca a las líneas rojas que congiguran la identidad más personal). Pero sólo estoy dispouesto a defender posrutas que no son las mías después de haberlas discutido hasta la extenuación y después de haber "perdido" en la discusión. Lo que no es de recibo es pedir cirre de filas sin ninguna discusión previa: eso no es política democrática.
Un abrazo.

Imanol dijo...

Manolo, el escepticismo es sanísimo, siempre que se reparta adecuadamente. Hay "brazos de madera", ya lo creo, pero también hay indignaciones de madera, ciudadanías de madera, críticas de madera, exigencias de madera, convicciones de madera... El sector de la carpintería no para. Pero insisto, valoro el escepticismo como el que más.Siempre me he identificado plenamente con una declaración de Albert Camus: “Entonces, estoy a favor de la pluralidad de posiciones. ¿Se podría formar el partido de los que no están seguros de tener razón? Sería el mío. En todo caso, yo no insulto a los que no están conmigo. Es mi única originalidad”. Esta actitud de distanciamiento irónico, de cuestionamiento de las propias razones, hace muy difícil la práctica de la política institucional y partidaria, tal como se plantea en la actualidad. Pero me parece esencial para que la democracia funcione bien.

Jorge, ¿que qué hago en el PSOE? Bueno, aunque formalmente no hay diferencia, en realidad yo me identifico más con el PSE. ¿Y por qué? No es el lugar, pero te hablaría largo y tendido sobre la dignidad de abrir las Casas del Pueblo todas las mañanas a pesar de atentados y asesinatos, de hacer política municipal con escoltas, de superar planteamientos frentistas para construir una Euskadi plural y pluralista... Yo siempre digo que he acabado ocupando un escaño en el Senado de España por un “accidente electoral”. Después de más de una ocasión en la que rehusé la invitación a formar parte, como independiente, de las candidaturas del PSE en diversas convocatorias electorales, di el “sí” a esta propuesta en noviembre de 2007, aceptando aparecer en las listas al Senado por la circunscripción de Bizkaia. ¿Por qué esta vez sí? Porque quería agradecer el esfuerzo que los socialistas vascos (y sólo estos) venían haciendo, desde el acceso de Patxi López a la secretaría general del PSE, por romper con la endemoniada dinámica de comunitarización abierta por el nacionalismo vasco con el Pacto de Lizarra, y que tuvo como equivocada respuesta el llamamiento a una movilización antinacionalista. También influyó en mi decisión el hecho de que desde finales de 2007 ETA desarrollara una durísima campaña de atentados contra sedes socialistas (como el de la casa del pueblo de Balmaseda, en diciembre de aquel año), atentados que culminaron con el asesinato de Isaías Carrasco, apenas dos días antes de las elecciones. El impacto que para mí supuso este asesinato intenté reflejarlo en un artículo titulado “Tú, ¿dónde mueres?” (El País, 8/03/2008).
Me deje presentar, pues, y hasta participé en un mitin (fue divertido). Era el tercero de la plancha titular y nunca el PSE había logrado obtener más de un senador por ese territorio, así que estaba convencido de que no había ninguna posibilidad de salir elegido. Me equivoqué.
Y hasta aquí puedo leer aquí. Un saludo.

Miguel Dumont dijo...

Imanol, espero que sigas en el mundo de la política, no solo como un crítico de ésta sino como alguien que de verdad pueda representar con su voto/decisiones al pueblo español.

Muchas gracias.

Ander dijo...

Kaixo Imanol,

Votarte hace 4 años fue duro, no por ti, sino por tener que marcar la X en un candidato que acompañaba a un partido que hace mucho renunció, en mi opinión, a la política de izquierdas. Pero las listas abiertas permiten ese juego, votar a alguien sabiendo que sabe lo que hace, que su compromiso con la igualdad no está en venta. Así que voté con confianza.
Claro que no he compartido muchos de tus votos en este tiempo pero, tu decisión de ahora, te honra y me devuelve un poco la confianza en la democracia representativa.
Gracias por no traicionarte, por no traicionarnos.
Ondo segi,

Ander G-Solana
UPV-EHU

Imanol dijo...

Gracias Miguel, pero va a ser que no. He tenido la experiencia de ser oncejal en mi pueblo durante seis años, en el seno de una candidatura formada por vecinas y vecinos, y bueno, no lo llevé mal: era casi una prolongación de las cosas que hacíamos una cuadrilla de amigos. Pero lo del Senado son palabras mayores. La representación política a ese nivel es una tarea enormemente exigente, cuya importancia he aprendido a valorar más, pero también he aprendido a temer sus costes personales. Y me he descubierto demasiado cobarde, o demasiado cómodo, o demasiado viejo como para querer repetir la experiencia.
Ayer ví en la televisión la pel´cula de Cuerda "Amanece que no es poco". En un momento especialmente disparatado toda la vecindad del pueblo donde transcurre la historia recibe alborozadamente a su alcalde, y uno de los vecinos le grita: "Todos somos contingentes, solo tu ers necesario". Seguro que estamos de acuerdo en que en una democracia sana nada hay más contingente que la representación política, y nada más imprescindible que una ciudadanía preocupada por lo común y movilizada en defensa de lo público. Ahí nos encontraremos.
Un abrazo.

Imanol dijo...

Vaya Ander, me he emocionado. De verdad. Te agradezco mucho el comentario, que me refuerza en la decisión. Y también lo he pasado mal en muchas votaciones a lo largo de estos años. Sólo tengo el consuelo personal de que en las cuatro ocasiones en las que las cuestiones sometidas a votación eran para mí esenciales he conseguido mantener m posición personal: en dos ocasiones porque no vote con el grupo, en otras dos porque no tuve la opción de votar al resolverse las cuestiones en comisión y no en pleno. Pero ha sido una legislatura endemoniada, seguramente en la anterior hubiese sido mucho más feliz.
Besarkada handi bat eta ea elkartzen garen unibertsitatetik.

Anónimo dijo...

Gracias por responder. Esperemos que más senadores expresen su opinión crítica ahora más que nunca y actúen en consciencia y en base a sus valores.

Un saludo y gracias de nuevo.

Diego Escribano C. dijo...

Me gusta mucho el texto.
Una crítica certera a la utilización de la situación económica para realizar ajustes con falsos pretextos.
Me alegro de ver como desde dentro del PSOE,quedan personas que dan respuestas coherentes con la ideología socialdemócrata. Algunos estábamos cerca de sentirnos huérfanos políticos.
Un abrazo y gracias por defender la posibilidad de medidas alternativas en esta situación. Gracias por recordar que no es posible ganar un debate que no se plantea y en el que no se lucha.

Anónimo dijo...

Ser critico con el PSOE ahora es fácil, recibirás muchos elogios, pero no el de los que creen q cuando mas dura es la tormenta no se abandona el barco.

Juan Carlos Melero dijo...

Buena entrada y admirable posicionamiento critico. Enhorabuena, por lo inusual.

Anónimo dijo...

Que gusto da leerte a los que pensamos que el Psoe sólo vive en sus siglas.

Ahora los que de verdad creis(emos)en el socialismo lo que teneis que hacer es refundar el partido, recuperando su ideologia, limpiandolo de oportunistas para que sirva para aquello que fue creado: devolver el poder a los más débiles,oponerse y frenar el poder de los codiciosos (en este caso "mercados" y grandes empresas de todo tipo)redistribuir la riqueza y garantizar una vida digna al conjunto de los ciudadanos.

Imanol dijo...

Alfonso y Ruth tq, perdón, por no haber respondido hasta ahora. Sigo con gran atención e interés todo lo que tiene que ver con el M15M y ha pasado mucho tiempo escuchando las discusiones en Sol, Ópera, Jacinto Benavente, Lavapiés o Plaza Cataluña. Y eso es lo que voy a seguir haciendo, escuchar. Creo que el gran valor de esas asambleas estriba, precisamente, en servir de cauce para que cualquier persona se exprese.

Imanol dijo...

Anónimo marinero: el tópico de "abandonar el barco" no es más que eso, un tópico comodo. Cuando te parezca bien hablamos de nuestros respectivos compromisos con el proyecto socialista: de los pasados, presentes y futuros.

Anónimo dijo...

Ánimo Imanol ante la que se viene encima; el rigorismo comienza a aparecer.

Nire ibaia ez dator itsasora
nire ibaia ez da ibai
ezin ditu bi bazter, lizarrik gabeko errekaldea,
Ez dakit nora, baina
eraman egiten nau.

JaviC

vicente dijo...

Aun estando parcialmente de acuerdo con su opinion sobre la "constitucionalizacion de la deuda", no deja de extrañarme que no aparezcan en su Blog posiciones opuestas a la suya.

Imanol dijo...

Vicente,, pues no hay moderación previa; es decir, que quien envía un comentario, sale de inmediato publicado. Sólo hay moderación ex post en el caso de que los comentarios sean insultantes (y no hacia mí, sino hacia otros participantes en la conversación). La idea es que esto sea como una conversación cara a cara: que cada cual opine lo que quiera, pero respetando a los otros opinadores. Saludos.

pablo zabala dijo...

Estimado Imanol:

De siempre como sabes he seguido tu blog y siempre he compartido espacios y razonamientos que me han hecho sentirme cercano a ti. He aprendido mucho leyendote y he disfrutado mas. Pero creo que (afortunadamente) hoy voy a discrepar de ti.

Dudas que tengo.......
¿El hecho de tener deficit el Estado ( o cualquier Estado) "en puridad" significa que se es mas progresista? No lo se..... No he visto yo durante decenas de años a los paises Iberoamericanos con deficits estructurales y desorbitados aplicando a través de su Presupuesto Deficitario " más política social". Ninguno.

¿No sabiamos que tarde o temprano el hecho de estar en la Unión Europea nos llevaría a Políticas Presupuestarias equiparables "en todos" los paises?. Es el precio de la integración europea después de muchos años de haber recibido decenas y decenas de millones de euros de los paises ricos...... ¿ o no? ¿ o se nos ha olvidado?

¿ Ahora sale el izquierdismo? ¿ ¿Ahora nos acordamos de las políticas poco sociales del PSOE despues de haber aplaudido " las gracias presupuestarias supuestamente izquierdistas de Zapatero tales como " el cheque bebé", las promesas hechas a los pensionistas ( "jamas os abandonaré), los 400 euros a los parados..... estimando que estas medidas eran ·" de progreso". Discrepo y mucho de quienes entonces aplaudían y ahora dicen que además este Gobierno ha sido poco izquierdista.


Si estoy de acuerdo contigo Imanol en aplicar una politica fiscal recaudatoria mucho mas exigente con quienes mas tienen. Eso clama al cielo ( el no hacerlo) y es lo que justifica propuestas maximalistas desde la perspectiva mas debil, es decir desde la de los que menos tienen.

Discrepo de el compromiso que tienes con los socialistas....... aunque entiendo muy bien lo que dices ( yo tambien soy representante a pequeña escala del PSE ahora a mis cincuenta y tantos) y me explico....
¿ Con tu mujer o tu pareja o tu hija ( creo que tienes una no?) cuando no estas de acuerdo rompeis el consenso y cada uno va por su lado? ¿ Es eso posible la mayoria de las veces? ¿ Es bueno para la convivencia y el proyecto personal de cada uno de vosotros?.

El compromiso en política nos guste o no trasciende a nuestra propia individualidad porque la pregunta es.... ¿ nuestra conciencia personal fuera de la conciencia de los otros en un proyecto global es posible?,

Imanol, algunos estamos deseando de que vuelvas de ese destino, vamos a llamarlo "impropio", que para ti ha sido el Senado. He leido en prensa, no se si será verdad, que vas encargarte junto con otra persona de "re-dinamizar" las redes de apoyo al PSE, espero que eso sea mas de tu gusto.

Un abrazo y como siempre te deso lo mejor, que eres un buen tipo, ademas de tener una extraordinaria cabeza.

Pablo Zabala

Imanol dijo...

Amigo Pablo, si eso es discrepar ¡yo quiero que siempre discrepen así de mí! En lo del equilibrio presupuestario como objetivo estoy totalmente de acuerdo, aunque hoy Borrell publica un artículo muy interesante en PÚBLICO donde plantea que el horizonte de este aquilibrio -en cada ejercicio, al final de un determinado ciclo- es muy importante para que la política tenga o no capacidad de utilizar el presupuesto en un sentido u en otro.
Y en cuanto a Europa, el problema s que este no es un compromiso europeo. Lo tiene Alemania y para de contar. Si fuese una exigencia para todos los países estaríamos discutiendo de otra manera, y seguramente con otros plazos y otras posibilidades de información de participación.
Y lo del compromiso, pues claro que es como tú dices. Que yo no pretendo romper ningún compromiso, Pablo. Pero no estoy de acuerdo con quienes quieren que el pensamiento y la conciencia colectiva siempre se apoye sobre los planteamientos y las propuestas generados por unas personas, aparatos y mecanismos qe ni siquiera conozco. ¿Quién ha decidido esto y cömo lo ha hecho? Acabo de colgar otro comentario al respecto de un artículo de EL PAIS de hoy y la verdad, es para echarse a temblar, en mi opinión. En fin, que lo único que digo es que ni harto de grifa vuelvo a asumir un compromiso político institucional. Pero sabes que esto es algo que no lo planteo ahora, por esto que estamos comentando, sino que lo tenía claro desde el minuto 1 de mi elección como senador. Otra cosa es mi compromiso con el proyecto del PSE para Euskadi: yo ahí estoy para lo que haga falta, porque creo que tenemos por delante unos años esenciales para definir la sociedad vasca que queremos ser.
En cuanto a lo de la noticia sobre mi trabajo para redinamizar la Red para el Cambio. Sabes que estuve ahí desde el principio y que es algo que valoro enormemente, pero nada de lo que decía la noticia es cierto, al menos en lo que a mi se refiere. No porque no este dispuesto, o no lo considere necesario, sino porque nadie me ha planteado nada al respecto. Si ecuerdas, hace un año el mismo periódico ya anunció a bombo y platillo que dejaba el Senado y venía a Euskadi a "presidir" una supuesta fundación. Ha pasado un año y ya ves...
Si te viene bien me dices y nos vemos para charlar sobre todo esto con un café.
Un abrazo.

Saúl dijo...

Gracias Imanol por tu coherencia.
Un abrazo mío y de la JOC.
--
Saúl

Migeru dijo...

Cuando yo escribía cosas como El Nuevo Estado Privado allá por mayo de este año no me imaginaba que llegaríamos a este atropello Constitucional en sólo 4 meses...

pablo zabala dijo...

Hola Imanol:
Remiteme por favor,´el modo en que te parezca que nos podemos poner en contacto. Te dejo un mail mío:

pablo_zabala@live.com

Todo un plcer sera poder charlar contigo.

Un saludo.

Pablo

Lady Godiva dijo...

Gracias por tus reflexiones, que son las de muchos con menos ocasiones de poder expresarlas y que comparto. Y por tu coherencia, ausente en estos tiempos acomodaticios en los que preocupa más no perder prebendas.

Nicolás dijo...

No es fácil agradecer cuando lo que se hace es cumplir, con el buen hacer, con el trabajo, con la razón.
Sin entrar en el debate económico, esto para los sabios que se equivocan siempre y estamos donde estamos por sus sabios consejos, sí debe quedar suficientemente claro que la razón del no, debe ser por pura estética. Se nos ha hecho ver que la Constitución era intocable. Con las calores debió llegar la locura, en pleno mes de agosto los amos, que ni se hablan ni se entienden llegan a un acuerdo, sin duda el más impensable para la calle ¡hay que reformar la Constitución! Con nocturnidad, sin argumentos, en contra del sentido común, por las fechas y el devenir político.
No sabía de usted, cuente con mi gratitid. Osasuna desde el Sur.
Nicolás

Nicolás dijo...

No es fácil agradecer cuando lo que se hace es cumplir, con el buen hacer, con el trabajo, con la razón.
Sin entrar en el debate económico, esto para los sabios que se equivocan siempre y estamos donde estamos por sus sabios consejos, sí debe quedar suficientemente claro que la razón del no, debe ser por pura estética. Se nos ha hecho ver que la Constitución era intocable. Con las calores debió llegar la locura, en pleno mes de agosto los amos, que ni se hablan ni se entienden llegan a un acuerdo, sin duda el más impensable para la calle ¡hay que reformar la Constitución! Con nocturnidad, sin argumentos, en contra del sentido común, por las fechas y el devenir político.
No sabía de usted, cuente con mi gratitid. Osasuna desde el Sur.
Nicolás

Alfonso Bermejo dijo...

Estimado Imanol...
hoy es un día en el que la "cúpula" intentará convencerte (o mejor dicho, presionarte) para que votes partido...
Sé que mantendrás tu postura, y que tu voto será en contra... o para convocar un referendum.
Dejemos que sea el pueblo quien elija... Que sepas que somos millones los que estamos contigo.

peris1404 dijo...

Gracias,no solo por responder, sino también (y mucho más importante para mi)por la respuesta que has dado. Solo me gustaría añadir que no se nos debe pasar por alto el "nuevo" apartado tercero del artículo 135: "Los créditos para satisfacer los intereses y el capital de la deuda pública de las Administraciones se entenderán siempre incluidos en el estado de gastos de sus presupuestos y su pago gozará de prioridad absoluta." Esto me parece aún mucho más fuerte que el propio tope de gasto... ¿No os dan escalofríos de pensarlo?

orarvida dijo...

Paz y bien Imanol!
En la JOC, en la HOAC defendemos que la politica es guapa. es estar en el mundo de forma consciente, buscar la participación, defender el fondo y las formas.... en esta aventura siempre he tenido referencias... Con motivo del evangelio de este domingo, que habla de la vida comunitaria de los cristianos (aquí hay que salvar las diferencias,) me atrevo a sugerir este video que intenta ser actualización del evangelio de este domingo 4 de septiembre: ¿tienes referencias? ¡¡gracias por las tuyas!!. http://www.verbodivino.es/web/vid2/a%C3%B1o%202011/Entrega%20generosa%20OK.mp4
un salduo en Jesus obrero. Pepelu

Nacho Martín dijo...

Siento leer que no vas a repetir como candidato a Senador en las próximas elecciones generales. Hacen falta más voces críticas dentro de una sociedad tan partitocrática como la que actualmente tenemos.

Desde aquí te animo a unirte al grupo de senadores que intentará con su voto pedir un referéndum para que sea el pueblo quien decida sobre la conveniencia o no de un cambio Constitucional. 27 de vosotros podéis propiciar un gesto que daría esperanza a esta democracia tan poco participativa, tan poco cercana a la ciudadanía.

Me despido dándote las gracias por tu labor como senador y por tu genial blog. A veces tuvimos discrepancias, pero fueron las menos. Espero que puedas disfrutar las pocas semanas que quedan de legislatura y te deseo lo mejor en lo personal.

Un saludo.

Andoni Basterra dijo...

Como ciudadano apoyo y aplaudo tu posicion, como amigo me siento orgulloso de ti.

Un saludo

Andoni

Anónimo dijo...

Gracias por contestar el email. Espero que los demás vayan abriendo los ojos y sean capaces de ver que no somos cifras, sino personas.

sibila

Ander G-Solana Journoud (UPV-EHU) dijo...

Aguanta Imanol. Vota que no. Para representar a la ciudadanía, no a los mercados. Para demostrar que la soberanía reside en el pueblo y se expresa en las instituciones (aunque no sólo). No sois elegidos/as para ausentaros ni absteneros sino para decidir. Que no gobiernes ellos(los poderes financieros), gobernad vosotros/as.

Anónimo dijo...

Apoyo el comentario de Ander, Tal vez pidamos mucho, pero...

"No te rindas, por favor no cedas,
Aunque el frío queme,
Aunque el miedo muerda,
Aunque el sol se ponga y se calle el viento,
Aún hay fuego en tu alma,
Aún hay vida en tus sueños
Porque cada día es un comienzo nuevo,
Porque esta es la hora y el mejor momento.
Porque no estás solo, porque yo te quiero.

De Mario Benedetti (como ya sabes)

Un abrazo
JaviC